Cómo resolver un contrato de franquicia: Cosas a tener en cuenta

como resolver un contrato de franquicia
5/5 - (18 votos)

A veces llega el momento de poner punto y final y resolver un contrato de franquicia. Una decisión muy complicada de tomar, pero necesaria en algunas ocasiones. Cuando esto ocurre, lo mejor es acudir a un despacho de abogados de franquicias especializados en el sector con el fin de resolver el contrato de franquicia de forma adecuada y dentro de la legalidad.

¿Qué hay que hacer para finalizar un contrato de franquicia?

Como punto de partida debemos manifestar que nadie está obligado a permanecer en una relación mercantil, ya sea una franquicia u otra de distinta naturaleza que le resulte excesivamente onerosa o donde el cumplimiento de sus obligaciones sea más gravoso de lo que razonablemente podría haberse previsto al inicio de la misma. 

Es decir, consentimiento del franquiciador no es necesario para la resolución del contrato de arrendamiento, de acuerdo con la la Doctrina unánime de nuestro Tribunal Supremo.

Al despacho acuden multitud de clientes que, encontrándose en un inminente estado de insolvencia económica, deben resolver su contrato de franquicia y desvincularse de la marca. Puede ser que lo hayan intentado por sí mismos, pero ante las objeciones puestas por las franquicias no saben qué hacer. Mientras tanto, las pérdidas siguen generándose.

Por ello, es aconsejable acudir a un despacho especializado en franquicias donde poder encontrar la solución más beneficiosa para sus intereses, pero teniendo en cuenta las repercusiones que podría generar la finalización del contrato. Es vital conocer todo sobre tu contrato de franquicia.

En segundo lugar, debemos preguntarnos qué queremos hacer una vez resolvamos nuestro contrato: a partir de ahí, la estrategia que se plantee en el despacho será diversa.

Cómo resolver el contrato de franquicia de forma anticipada

Invocando un incumplimiento contractual es posible resolver el contrato de franquicia, que probablemente conllevará un arduo proceso para el que recomendamos siempre contratar a un abogado de franquicia experto en conflictos de este tipo, dado que existe la posibilidad de que la franquicia se oponga frontalmente a la finalización del contrato.

Desde luego, los procesos judiciales son largos y costosos, pero en ocasiones es la única vía posible para dirimir controversias que se hayan creado.

Ante un incumplimiento contractual, ambas partes tienen derecho a reclamar una indemnización por daños y perjuicios. De igual forma, en caso de resolver el contrato de una manera incorrecta puede tener como consecuencia que el franquiciador solicite la penalización que corresponda por finalizar el contrato anticipadamente y sin causa justa.

Lo ideal para el caso de que no se cumpla con la duración inicialmente prevista en el contrato de franquicia es hacer lo siguiente, acompañado siempre de un experto en la materia:

  • Llegar a un acuerdo amistoso en cuanto a temas como pagar el dinero adeudado.
  • Cesar con carácter inmediato en el uso de sus marcas, enseñas, mobiliario y enseres que puedan ser identificados con la marca.
  • Liquidar todas las cuentas pendientes tanto con el franquiciador, como con proveedores y trabajadores.
  • Liberar a la empresa matriz de las responsabilidades.
  • Hacer un acuerdo de no demandar entre las dos partes.
  • Devolver los manuales y materiales de la marca.
  • Crear una cláusula de no competencia, de modo que no puedas ejercer una actividad similar.

Finalización del contrato por traspaso de franquicia

Por un lado, puedes optar por traspasar la franquicia. En caso de que la explotación del negocio haya sido positivo, es una excelente oportunidad para sacar rentabilidad de todo el trabajo llevado a cabo en el negocio. Si por el contrario el traspaso del negocio tiene su origen en su baja rentabilidad, materializar un traspaso es simplemente un manera de «recuperar» algo del dinero invertido.

Lógicamente si traspasas el negocio y la marca franquiciada, necesitas tener la autorización del franquiciador. Esta autorización siempre lleva aparejado el cobro por parte del franquiciador del canon de entrada al nuevo franquiciado.

[box type=»info»] Antes de proceder con cualquier de estas dos opciones, es muy importante revisar muy bien el contrato por si hay alguna limitación o penalización en el documento que impida dar este paso.[/box]

Finalización del contrato y no renovación

En este supuesto de resolción del contrato, habrá que comunicar fehacientemente a la marca, respetando los plazos pactados contractualmente para ello, la voluntad del cliente para dar por resuelto el mismo.

Como consecuencia de la resolución, las partes deben proceder a liquidar la cantidades pendientes de abono entre ellas, ya sea pago de facturas pendientes, royalties y devoluciones de aval y fianza que por estos conceptos hubieran sido entregadas en su día.

Asesores expertos en franquicias

Como puedes comprobar, resolver con un contrato de franquicia no es algo que pueda realizarse en un momento. Lleva tiempo y es necesario estudiar muy bien el documento para dejar todo bien atado.

En Peña Ochoa & Granados contamos con abogados especialistas en franquicias, y tenemos muy claras las obligaciones que atañen al franquiciado. Escuchamos cada caso con la máxima atención para ofrecer las mejores soluciones.

Si quieres ponerle fin a tu contrato con la franquicia o quieres traspasarla, ¡podemos ayudarte! Ponte en contacto con nosotros y te asesoraremos personalmente:

Compartir

Últimos post

Contáctanos

Te llamamos
Contacto
Dejanos tu teléfono y te llamamos enseguida
Contáctanos y un abogado estudiará tu caso